Pacific Rim: Año Cero

pacific_logo

Joder espero que no os haya pasado como a mí que la primera vez que leí de refilón y de pasada esto de Pacific Rim entendí Paquirrín y no pude menos que decir: “¡Ostias chaval, no me jodas que han hecho una peli del hijo de la Pantoja!” (os podéis imaginar que cuando luego leí ya bien el título pude respirar tranquilo). De todas formas, seguramente ya no quede nadie a estas alturas sin haber visto el trailer de la película, el cual habrá dejado inquietos a muchos frikis del mundo por el hecho de ver a robots pegándose de ostias contra unas monstruosidades peores que yo recién “levantao” tras una noche loca de beber cocacola. Pues si te has flipado con la peli ahora puedes expandir horizontes en todo esto de Pacific Rim con cierta novedad comiquera que nos trae Aleta ediciones

Ale, a tomar por culo

Ale, a tomar por culo todo

Y nos estamos refiriendo concretamente a Pacific Rim: Año Cero, un tomo que sirve como precuela de la esperada película de Warner Bros. Conoceremos la primera vez que la Tierra se ve amenazada por monstruos increíbles conocidos como Kaiju, bestias inhumanas surgidas de las profundidades del océano y que ponen en peligro a toda la humanidad. Seremos testigos de la carrera para desarrollar enormes robots de guerra llamados Jaegers, cada uno controlado simultáneamente por dos pilotos cuyas mentes están conectadas a un puente neuronal. Este cómic lleno de acción cuenta con muchos de los personajes principales que veremos en la gran pantalla.

Ole ahí la portadita guapa

Ole ahí la portadita guapa

Así que ya sabes, si quieres saber cómo cojones empezó todo y adentrarte más en todo este mundillo de robots y monstruos no dudes en acercarte a tu tienda favorita y hacerte con él, porque por 14,95€ de mierda (que seguramente te gastarías en tangas de saldillo para restregarte por ellos cuando te dejan solo en casa) puedes pasar una tarde tan ricamente leyendo las andanzas de sus protagonistas. Pues ale buen mozo, tira para la tienda que ya estás tardando…

Deja un comentario