En abril “Regreso a Perdición”

Ciertamente si uno lee así en frío esto de Regreso a Perdición pensará que hoy vamos a hablar de lo que volverá a ser el Atlético cuando se pire el Cholo Simeone. Pero los más avispados se habrán dado cuenta de que lo que vamos a comentar hoy se refiere a la conclusión de una épica saga comiquera que sirvió como base para la excepcional película protagonizada en 2002 por Tom Hanks titulada Road to Perdition. Sobre ese cómic en el cual se basa este film ya hablamos hace mucho tiempo en este post, que por cierto ha sido reeditado hace poco por la editorial Panini. El caso es que en abril tendremos un nuevo tomo que hará las delicias de todo aquel que disfrutara en su día con ese largometraje.

En febrero “La Guerra de Troya”

La “puti-puti” y la “guarra de Troya” eran unas pibas de aquí de nuestro barrio un poco ligeras de cascos y bastante dadas al frote. Pero no es a esta última moza de nombre tan parecido al del poema épico de Homero a la que queremos dedicar el post de hoy, sino que vamos a hablar sobre una novedad comiquera que está ya a la venta desde hace unos días y que lleva por título La Guerra de Troya. Y es que este cómic completará los hechos narrados en los anteriores tomos publicados hace poco por la editorial Panini referentes a La Iliada y La Odisea, ambos con guión del gran Roy Thomas (a partir del poema de Homero).

“Kull” en febrero

Mientras nuestro redactor Kiko está ahí tranquilo y sin armar alboroto escribiendo a no sé qué altas esferas pidiendo la creación de un videojuego sobre la batalla del río Guadalete, yo he aprovechado para sentarme a dedicar unas palabrejas a una novedad comiquera cuya fecha de salida está prevista en breve. Y es que cualquier friki que se precie es sabedor de que aparte de Conan, Red Sonja y Solomon Kane hay otro gran personaje salido de la mente del gran Robert E. Howard, y que no es otro que Kull “el conquistador”. A este respecto diré que yo en mis años mozos también estaba hecho todo un conquistador, sólo que yo me pirraba más por las chavalas que por unificar reinos.

En enero tomazo de “Marvel Gold”

Hace unos días estábamos aquí en la sede del blog bailando la lambada con unas pilinguis que conocimos en la narcosala a la que acudimos todas las semanas para tomar nuestra dosis de metadona, cuando entre contoneo va y cotoneo viene me acordé de una de las novedades comiqueras que vi en el catálogo de la editorial Panini para el mes de enero. Así que dejé a todos estos moviendo el esqueleto y me puse a escribir sobre un tomo de la línea Marvel Gold que me tiene inquieto (que como sabéis es una línea enfocada a recuperar grandes sagas y etapas clásicas del Universo Marvel a lo largo de todas sus décadas).

Diablo III: El libro de Caín

Por lo general en los posts que escribimos cada uno de nosotros solemos hablar de temas que nos molan o que nos inquietan. Sin embargo, en esta entrada de hoy voy a dedicar unas palabrejas a algo que me la suda totalmente. Me figuro que en estos momentos muchos os estaréis preguntando que porqué motivo voy a hablar sobre algo que no me gusta, a lo que yo respondo algo tan simple como “porque me sale del ojete”. No hombre, ahora ya en serio, he de comentar que la saga de videojuegos que lleva por nombre Diablo es algo que nunca ha sido santo de mi devoción, por la simple razón de que todo lo relacionado con el rol no me va demasiado. Sin embargo, tengo colegas que son unos “putos viciaos” de esta saga, así que en homenaje a estas almas descarriadas hoy quiero hablar sobre esta novedad que saldrá a la venta este mismo mes de enero.

Los “Charlies” en noviembre

Cuando empecé a aficionarme a esto de los cómics allá por principios de los años 90, recuerdo que en algunas de las colecciones de Marvel de por aquel entonces metían unas cuantas páginas de una serie titulada The’Nam, ahí un poco de paquete y supongo que para rellenar. Recuerdo también que esas páginas me las pasaba por el ojete y nunca me las leía, pues por aquel entonces me la sudaba un cómic basado en la guerra de Vietnam. Lo que pasa es que con el tiempo uno evoluciona como los Pokemon, y a lo largo de los años un servidor ha ido desarrollando una afición por el género bélico (sobre todo en lo basado en la 2ª Guerra Mundial). El caso es que si me topara hoy en día con ese cómic basado en la guerra de Vietnam no me lo pasaría por el forro (tal y como hice en mis años mozos) y lo degustaría sin dudarlo.

Mucha mala leche en octubre

Últimamente cada vez que ojeo el catálogo de novedades de la editorial Panini me encuentro sorpresas equiparables al hecho de pillar cacho con una tía buena de Bangkok y a la hora de la verdad percatarte de que tiene más rabo que la pantera rosa. Sin embargo, la sorpresa a la que me refiero yo hoy es algo agradable y digno de festejo por todos los fans del guionista Garth Ennis (el enfant terrible del noveno arte). Ya hemos dicho en otras ocasiones que este tío odia el género de los superhéroes y cada vez que tiene oportunidad los ridiculiza en alguna historia que lleva su impronta tan particular. Y la última es esta a la que dedico el post, que saldrá a la venta en el mes de octubre y que lleva por título Marvel Universe vs The Punisher.

El juicio de Sherlock Holmes

Echando un vistazo hace unos días al catálogo de la editorial Panini con las novedades de este mes me llamó la atención este tomo del insigne personaje creado por Sir Arthur Conan Doyle. Debido al buen sabor de boca que me dejó la lectura de otra aventura que leí recientemente protagonizada por el bueno de Holmes (Victorian Undead), decidí jugármela con la compra de este tomo. De esta forma, con la lectura del mismo nos trasladamos en una ocasión más a la Inglaterra victoriana para acompañar de nuevo al mítico detective en una de sus andanzas.

Esta vez seremos partícipes de una nueva aventura de Sherlock en un contexto mucho más “real” y más acorde al personaje que con respecto a lo que pudo verse en el anteriormente citado tomo de Norma editorial (pues ciertamente la combinación Sherlock Holmes/zombies putrefactos no es que pegue mucho). Además la historia del tomo que nos ocupa encierra una original vuelta de tuerca con respecto al personaje, presentada bajo el siguiente concepto: ¿y si Sherlock Holmes fuera el principal sospechoso de un crimen en el que todas las pruebas apuntan hacia él?.